La Lápida

LA LÁPIDA
Presenciar el mármol frío de mi propia sepultura
Ver la lapida tallada en jaspe y con mi nombre la escritura
Los pocos deudos que fueron ¿Quién era? curiosos preguntaban
Y un ramo de rosas rojas, en las bases tendidas acompañaban
Yo casi sin palabras sobre mis pies clavados en el barro
Descalzos y fríos en duelo respondían con desgarro
Es un alma que por desamparo, de tristeza murió anhelando
Y a un pobre cuerpo solitario renunció sin destino abandonando
Barriendo el viento con ramas de cipreses cubrieron
La sepultura que con su polvo celestial extinguieron
Alas mágicas y cándidas ungidas de óleos eternos
Llevaron su gloria en un féretro por ángeles fraternos
El alma encontró su lugar en un hueco del universo
Los restos pegados a la tierra, en polvo se vuelve disperso
En mi memoria sonará alguna poesía por galantería
 Alguien  recitando como recuerdo lo hará en la postrimería
Y este cuerpo que me aprisiona y monótono respira
Acompasado vaivén del pecho en ley que conspira
Un latir de frecuente bombeo cardíaco acelerado
Rutina que poco queda porque sin alma esta acabado
©María Cristina Garay Andrade©
Monte Grande - Buenos Aires - Argentina



Mapa de Visitas

ESCRIBIÉNDOLE AL AMOR

ESCRIBIÉNDOLE AL AMOR
POEMARIO

MUJER EN SU PROPIA LUZ

MUJER EN SU PROPIA LUZ

Adoro lugares especiales

Adoro lugares especiales

Adoro los lugares especiales

Adoro los lugares especiales

PASIÓN POR ELLOS

PASIÓN POR ELLOS

TRANSFORMACIÓN

TRANSFORMACIÓN

LA FLOR DE LA VIDA

LA FLOR DE LA VIDA

BUHO REAL DE LA SABIDURÍA

BUHO REAL DE LA SABIDURÍA

Amo los animales

Amo los animales

FUERZA Y LIBERTAD

FUERZA Y LIBERTAD

TERNURA

TERNURA

CUIDEMOS EL PLANETA

CUIDEMOS EL PLANETA

PAZ Y AMOR EN LA TIERRA